04 mar 2021 Arturo Ignacio Siso Sosa: Conozca el Té de Bayas de Espino expresa.me

Las bayas de espino son frutos diminutos que crecen en árboles y arbustos pertenecientes al género Crataegus .

El género incluye cientos de especies que se encuentran comúnmente en Europa, América del Norte y Asia.

Sus bayas están llenas de nutrientes y tienen un sabor agrio, picante y una dulzura suave, que varía en color desde el amarillo hasta el rojo intenso y el negro.

Durante siglos, la baya de espino se ha utilizado como un remedio a base de hierbas para los problemas digestivos, la insuficiencia cardíaca y la presión arterial alta. De hecho, es una parte clave de la medicina tradicional china.

 Arturo Ignacio Siso Sosa: Conozca el Té de Bayas de Espino
Arturo Ignacio Siso Sosa: Conozca el Té de Bayas de Espino

Beneficios para la salud de la Baya de Espino

1. Cargado de antioxidantes

La baya del espino es una rica fuente de polifenoles , que son poderosos compuestos antioxidantes que se encuentran en las plantas.

Los antioxidantes ayudan a neutralizar moléculas inestables llamadas radicales libres que pueden dañar su cuerpo cuando están presentes en niveles altos. Estas moléculas pueden provenir de una mala alimentación, así como de toxinas ambientales como la contaminación del aire y el humo del cigarrillo.

Debido a su actividad antioxidante, los polifenoles se han asociado con numerosos beneficios para la salud, incluido un menor riesgo de los siguientes:

- algunos cánceres

- diabetes tipo 2

- asma

- algunas infecciones

- problemas del corazón

- envejecimiento prematuro de la piel

Aunque la investigación inicial es prometedora, se necesitan más estudios para evaluar los efectos de las bayas de espino sobre el riesgo de enfermedades.

2. Puede tener propiedades antiinflamatorias

La baya de espino puede tener propiedades antiinflamatorias que podrían mejorar su salud.

La inflamación crónica se ha relacionado con muchas enfermedades, incluida la diabetes tipo 2, el asma y ciertos cánceres.

En un estudio en ratones con enfermedad hepática, el extracto de baya de espino redujo significativamente los niveles de compuestos inflamatorios.

Además, la investigación en ratones con asma mostró que la suplementación con extracto de baya de espino disminuyó la inflamación lo suficiente como para reducir significativamente los síntomas del asma.

Debido a estos resultados prometedores de estudios en animales y en probetas, los científicos creen que el suplemento puede ofrecer beneficios antiinflamatorios en humanos. Sin embargo, se necesita más investigación.

3. Puede reducir la presión arterial

En la medicina tradicional china, la baya de espino es uno de los alimentos más comúnmente recomendados para ayudar a tratar la presión arterial alta.

Varios estudios en animales muestran que el espino puede actuar como vasodilatador, lo que significa que puede relajar los vasos sanguíneos constreñidos y, en última instancia, reducir la presión arterial.

4. Puede disminuir las grasas en sangre

Algunos estudios indican que el extracto de espino puede mejorar los niveles de grasa en sangre.

El colesterol y los triglicéridos son dos tipos de grasas siempre presentes en la sangre.

En niveles normales, están perfectamente sanos y juegan un papel muy importante en la producción de hormonas y el transporte de nutrientes por todo el cuerpo.

Sin embargo, los niveles de grasa en sangre desequilibrados, particularmente los triglicéridos altos y el colesterol HDL (bueno) bajo, juegan un papel en la aterosclerosis o la acumulación de placa en los vasos sanguíneos.

Si la placa continúa acumulándose, podría bloquear por completo un vaso sanguíneo y provocar un ataque cardíaco o un derrame cerebral.

En un estudio, los ratones que recibieron dos dosis diferentes de extracto de espino tenían menor colesterol total y LDL (malo), así como niveles de triglicéridos hepáticos entre un 28% y un 47% más bajos, en comparación con los ratones que no recibieron el extracto

5. Se usa para ayudar a la digestión

Las bayas de espino y el extracto de espino se han utilizado durante siglos para tratar problemas digestivos, particularmente indigestión y dolor de estómago.

Las bayas contienen fibra , que se ha demostrado que ayuda a la digestión al reducir el estreñimiento y actuar como prebiótico.

Los prebióticos alimentan las bacterias intestinales saludables y son vitales para mantener una digestión saludable.

Un estudio observacional en personas con digestión lenta encontró que cada gramo adicional de fibra dietética consumido disminuyó el tiempo entre evacuaciones intestinales en aproximadamente 30 minutos.

Esto significa que los alimentos se mueven más rápidamente a través de su sistema digestivo, lo que puede aliviar la indigestión.

Además, en un estudio en ratas con úlceras de estómago, el extracto de espino exhibió el mismo efecto protector en el estómago que un medicamento antiulceroso.

 Arturo Ignacio Siso Sosa: Conozca el Té de Bayas de Espino
Arturo Ignacio Siso Sosa: Conozca el Té de Bayas de Espino

6. Ayuda a prevenir la caída del cabello

La baya de espino puede incluso prevenir la caída del cabello y es un ingrediente común en los productos comerciales para el crecimiento del cabello.

Se cree que el contenido de polifenoles en la baya del espino causa este efecto beneficioso. Sin embargo, la investigación en esta área es limitada y se necesitan estudios en humanos.

7. Puede reducir la ansiedad

El espino tiene un efecto sedante muy leve, que puede ayudar a disminuir los síntomas de ansiedad.

En un estudio sobre el efecto del espino en la presión arterial, mientras que las personas que tomaron extracto de espino no informaron niveles de ansiedad significativamente más bajos, hubo una tendencia hacia la reducción de la ansiedad.

Dado que tiene pocos efectos secundarios en comparación con los medicamentos contra la ansiedad tradicionales, el espino sigue siendo investigado como un tratamiento potencial para los trastornos del sistema nervioso central, como la ansiedad y la depresión.

8. Se usa para tratar la insuficiencia cardíaca.

La baya de espino es mejor conocida por su uso junto con los medicamentos tradicionales en el tratamiento de la insuficiencia cardíaca.

Una revisión de 14 estudios aleatorizados en más de 850 personas concluyó que aquellos que tomaron extracto de espino junto con sus medicamentos para la insuficiencia cardíaca experimentaron una mejor función cardíaca y tolerancia al ejercicio.

También experimentaron menos dificultad para respirar y fatiga.

A las personas con insuficiencia cardíaca a menudo se les anima a tomar bayas de espino además de sus medicamentos actuales, ya que el suplemento se considera seguro y tiene pocos efectos secundarios.

9. Fácil de agregar a su dieta

Puede agregar espino a su dieta de muchas maneras:

- Crudo. Las bayas de espino crudo tienen un sabor agrio y ligeramente dulce y son un excelente refrigerio para llevar.

- Té. Puede comprar té de espino prefabricado o hacer el suyo propio con las bayas secas, las flores y las hojas de la planta.

- Mermeladas y postres. En el sureste de los Estados Unidos, las bayas de espino se hacen comúnmente en mermelada, relleno de tarta y almíbar.

- Vino y vinagre. Las bayas de espino se pueden fermentar para convertirlas en una sabrosa bebida para adultos o en un sabroso vinagre que se puede utilizar para preparar aderezos para ensaladas.

- Suplementos. Puede tomar suplementos de bayas de espino en forma conveniente en polvo, pastilla o líquido.

Los suplementos de bayas de espino generalmente contienen la baya junto con las hojas y las flores. Aunque, algunos incluyen solo las hojas y las flores, ya que son una fuente de antioxidantes más concentrada que la propia baya.

Efectos secundarios y precauciones

Se han informado muy pocos efectos secundarios por tomar baya de espino.

Sin embargo, algunas personas se han quejado de náuseas leves o mareos.

Debido a su potente efecto sobre el corazón, puede afectar a ciertos medicamentos. Si está tomando medicamentos para el corazón, la presión arterial o el colesterol, hable con su médico de confianza antes de usar suplementos de bayas de espino.